19:18h. Miércoles, 12 de Diciembre de 2018

El PP dice que la "solidaridad de Sánchez consiste en que Andalucía se quede sola con la crisis migratoria”

“Susana Díaz ha demostrado una vez más su nula influencia en el Ejecutivo central al no conseguir que los menores extranjeros no acompañados sean acogidos por todas las comunidades autónomas y no sólo por la andaluza”

Inmigración en Andalucía
Inmigración en Andalucía

La portavoz de Menores del PP en el Parlamento andaluz, Patricia Navarro, ha criticado hoy que “la solidaridad del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, empieza y termina en los márgenes del marketing político, ya que a la hora de tomar decisiones, ha dejado a Andalucía a solas frente a la crisis migratoria que se está produciendo”.

Esta es la conclusión que extrae Navarro de la Cumbre Nacional de Inmigración, en la que el Gobierno andaluz ha visto frustradas sus expectativas al no conseguir que se acuerde un reparto de los menores extranjeros no acompañados por todas las comunidades autónomas españolas, “teniendo en cuenta que Andalucía tutela actualmente a uno de cada tres menores llegados a España”.

“Sánchez invita y Andalucía paga”, ha ironizado la diputada autonómica, que considera “muy grave” que el Ejecutivo no haya aprobado ninguna medida ni haya aumentado los fondos destinados a hacer frente, desde un punto de vista solidario, la crisis migratoria, que se da principalmente en la Comunidad andaluza.

“El gesto político de la recepción del Aquarius y la foto de turno debería ir acompañada de medidas efectivas si se quiere tener algo de credibilidad”, ha apuntado Navarro, que considera que el fracaso de la Cumbre Nacional de Inmigración “destapa el poco compromiso del Gobierno para solucionar los problemas de la migración”.

Asimismo, el resultado de esta Cumbre “también refleja la nula influencia de Susana Díaz, principal representante territorial del PSOE, en el Ejecutivo central, al no conseguir el reparto de los menores extranjeros no acompañados por otras regiones españolas”.

Precisamente, Navarro ha recordado que sólo en 2017 han llegado a Andalucía un total de 3.306 menores en esta situación, frente a los 1.291 que llegaron en 2016. Asimismo, hasta junio habían llegado a las costas andaluzas 1.350 menores no acompañados, “cifras ante las cuales la Junta no ha actuado como si fuera una crisis, sino un problema puntual”.

“Imagino que esperaban una mayor colaboración por parte del Gobierno de Sánchez, visto los gestos de cara a la galería, pero la realidad ha sido bien distinta y el presidente socialista ha preferido que sea Andalucía la que se siga encargando de esta situación a solas”, ha criticado la portavoz de Menores de los populares andaluces.

Por todo ello, espera que a partir de ahora haya una actitud más reivindicativa por parte del Gobierno andaluz, “ya que el resto del país no puede permanecer ajeno ante esta crisis migratoria, empezando por un presidente del Gobierno que, a la hora de la verdad, cuando ya no hay marketing que valga, está demostrando ser un irresponsable”.