19:57h. Sábado, 19 de octubre de 2019

El Ayuntamiento de Vélez-Málaga trabaja para restablecer la normalidad tras el temporal

No hay que lamentar daños personales y el peor daño material lo ha sufrido el Mercado de Minoristas de Vélez-Málaga, donde se ha desprendido el techo, y donde ya se trabaja desde el consistorio veleño en buscar una solución para que los ocho puestos más afectados puedan continuar con su actividad mientras se repara el espacio.

El Ayuntamiento de Vélez-Málaga trabaja para devolver la normalidad a las calles de la cuidad tras las fuertes lluvias caídas durante la pasada noche. Desde las 5.00 horas se activó la alerta naranja, que finalizó en torno a las 10.00 horas, durante la cual se han registrado en el centro del municipio hasta 45 litros por metro cuadrado, siendo el registro más importante el de las 5.00 horas que ha sido de 38,6 litros en una hora.

Desde el Ayuntamiento de Vélez-Málaga, de manera coordinada con Policía Local, Protección Civil, Servicios Operativos, Servicios de Limpieza y Parques y Jardines, se están valorando todas las zonas afectadas y actuando para su reparación. Se trata de numerosos daños materiales pero no hay que lamentar ningún daño personal.

El alcalde de Vélez-Málaga, Antonio Moreno Ferrer, acompañado por el concejal de Seguridad, José María Domínguez y el primer teniente de alcalde, Jesús Pérez Atencia, acompañados por técnicos municipales, ha visitado algunas de las zonas afectadas en el centro de la ciudad así como en otros territorios del municipio para valorar los daños ocasionados.

La zona más afectada es el edificio del Mercado de Minoristas de Vélez-Málaga donde se ha desprendido el techo, y donde ocho de los puestos han sufrido importantes daños. Desde el Ayuntamiento ya se trabaja buscando una solución para que los comerciantes locales de estos ocho puestos puedan continuar con su actividad mientras se rehabilita el espacio; posiblemente a través de un sistema de estructuras o módulos portátiles que se ubicarían, de manera temporal, en la parte trasera del aparcamiento del mercado.

Un total de 63 arroyos del municipio corrían el riesgo de desbordamiento y los diferentes dispositivos están revisando todos ellos para comprobar su estado. Se ha producido arrastre de material en los arroyos del Tomate, Zahurdones, Salinas, y Mineral y algunas carreteras como Triana y Cajiz precisan especial precaución debida la obstrucción de las mismas por el arrastre de cañas y otros elementos naturales que ha provocado el temporal.

Desde bien entrada la mañana todos los operativos están trabajando duramente y continúan con las labores de limpieza sobre numerosas calles y aceras cubiertas por el barro, lo que ha propiciado que en torno a las 11.00 horas de esta mañana ya estén nuevamente operativas y abiertas al tráfico casi la totalidad de las calles.