martes, 27 de febrero de 2024 00:10h.

Torrox aprueba 31,5 millones de presupuesto para 2024 más otros doce de remanente de tesorería

El pleno crea el Servicio Público de Tanatorio Municipal para su próxima puesta en macha y una Ordenanza Municipal Reguladora de las Ayudas de Emergencia Social

El pleno del Ayuntamiento de Torrox ha aprobado en sesión ordinaria, con los votos a favor del equipo de gobierno, los presupuestos municipales para el ejercicio de 2024 con un montante total de 31.573.384 euros, a los que se suman otros doce millones de euros correspondientes al remanente de tesorería. La sesión también dio el visto bueno a la creación del Servicio Público de Tanatorio Municipal, cuyas obras de construcción están en su fase final, así como una Ordenanza Municipal Reguladora de las Ayudas de Emergencia Social, consideradas como servicio mínimo obligatorio para municipios mayores de 20.000 habitantes, como es el caso de Torrox tras la última actualización del censo de población.

El  presupuesto, que supone un crecimiento de más de un 18% con respecto al pasado año, está dotado con una partida de 3.197.000 euros para inversiones, destacando la adquisición de El Llano de El Morche para destinarlo a parking (423.000 euros). No obstante, según recordó el alcalde, Óscar Medina, las principales actuaciones en 2024 serán la segunda fase del Complejo Deportivo y de Ocio de Santa Rosa, que incluye el campo de fútbol Antonio González, o a la creación, con el apoyo de la Junta de Andalucía .de un nuevo Palacio de Justicia, lo que permitiría liberar el edificio actual de los juzgados en Casa de la Hoya para dependencias municipales. Ambas iniciativas se contemplan gracias a los doce millones de euros de remanente de tesorería que se destinarán a inversiones financieramente sostenibles.

Como novedades más importantes, el documento recoge la puesta en marcha del Consejo de la Cultura y Fiestas como órgano participativo, donde asociaciones, particulares y empresas concurran para el fomento de actividades culturales con un presupuesto de 150.000 euros o partidas en apoyo al tejido asociativo femenino.

Medina defendió que el documento viene marcado por el paso de Torrox a municipio de más de 20.000 habitantes. Así, contempla aumentar la plantilla municipal en más de una veintena de plazas para garantizar mantener la calidad de los servicios públicos. “Se ha confeccionado un presupuesto que intenta ser reflejo del momento que estamos viviendo, como municipio moderno y contemporáneo sin perder nuestra esencia y costumbres y con vistas al futuro”, afirmó.

De hecho, la Corporación, que ante su nueva realidad poblacional deberá asumir la gestión de los Servicios Sociales, aprobó inicialmente la Ordenanza Municipal Reguladora de las Ayudas Municipales de Emergencia Social del Ayuntamiento de Torrox al tratarse de un servicio mínimo obligatorio en los municipios con población superior a 20.000 habitantes.

La Ordenanza tiene por objeto la regulación de procedimiento administrativo local para concesión de ayudas que den cobertura a las necesidades básicas de subsistencia, tanto por razones sobrevenidas como por falta continuada de recursos, de aquellas personas o unidades familiares que residan en el municipio y que no puedan hacer frente a gastos específicos.

Estas ayudas son prestaciones económicas complementarias, individualizadas, no periódicas que, dependiendo de la naturaleza de la necesidad a cubrir y de la valoración técnica de idoneidad que se realice en su aplicación, serán en un pago único, y tendrán carácter finalista, debiendo destinarse únicamente al objeto para el que hayan sido concedidas. La cuantía máxima anual de la ayuda a conceder se calculará en función del importe IPREM mensual, establecido cada año.

En cuanto al Tanatorio, considerado de primera necesidad para la ciudadanía y que será gestionado de forma indirecta a través de concesión de servicios, el pleno aprobó crear el Servicio Público y su correspondiente Reglamento Regulador, que tiene por objeto fundamental facilitar a los familiares y allegados de los difuntos unas condiciones dignas para el depósito y vela de los finados hasta el momento de su inhumación, en las debidas condiciones higiénico-sanitarias.

Gobierno y oposición no llegaron a consensuar las propuestas sobre la viabilidad de una desalobradora o de un Plan de Promoción de Vivienda Protegida, principalmente por discrepancias sobre las competencias municipales en estos asuntos.