02:38h. Martes, 17 de septiembre de 2019

Andalucía cuenta con 390 unidades de orientación laboral que asesoran a medio millón de parados

La red la completan 1.653 técnicos que realizan itinerarios individualizados dirigidos sobre todo a desempleados de larga duración, mujeres, jóvenes y personas con discapacidad

Andalucía cuenta en la actualdad con una extensa red de unidades de orientación del Programa Andalucía Orienta, gestionado por la Consejería de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo, que durante los dos años de ejecución del programa permitirá atender a medio millón de personas desempleadas, proporcionándoles un asesoramiento personalizado y un acompañamiento intensivo en su proceso de búsqueda de trabajo, que incluye, entre otras medidas, el desarrollo de Itinerarios Personalizados de Inserción.

Actualmente, prestan servicio en todo el territorio de la comunidad autónoma un total de 390 unidades de orientación que, de manera preferente, están destinadas a aquellas personas desempleadas que están inscritas como demandantes de empleo y, especialmente, a aquellos colectivos que presentan mayores dificultades para la inserción en el mercado de trabajo, como es el caso de las personas paradas de larga duración, personas con discapacidad, jóvenes, mujeres y colectivos en riesgo de exclusión.

En el marco de la Red Andalucía Orienta se ofrece un amplio número de servicios que se realizan de forma individual o grupal y teniendo en cuenta el perfil de la persona usuaria y sus necesidades, como son el desarrollo de un Itinerario Personalizado de Inserción, información sobre el mercado de trabajo, asesoramiento sobre técnicas de búsqueda de empleo, orientación laboral y asesoramiento para el autoconocimiento y posicionamiento para el mercado de trabajo y acompañamiento en la búsqueda de empleo.

Este servicio se presta a través de entidades colaboradoras y también a través de centros y recursos propios del Servicio Andaluz de Empleo, como los Centros de Referencia para la Orientación, distribuidos a través de todo el territorio de Andalucía. Estos espacios, integrados en la Red Andalucía Orienta, sirven como referencia y modelo para el desarrollo de los trabajos y programas ofrecidos por la red y desde ellos se coordinan las distintas unidades.

Desde el inicio del actual programa, en diciembre de 2018, se han atendido en la red de unidades Andalucía Orienta un total de 160.800 personas y está previsto que se alcance la cifra de 410.000 personas atendidas cuando finalice su ejecución, en diciembre de 2020. A estos usuarios se sumarán 100.000 personas más que está previsto que se atiendan con la puesta en marcha de una convocatoria extraordinaria, cuyo objetivo es reforzar la actual red de unidades de orientación laboral.

Esta convocatoria, dotada de 14,5 millones de euros, supondrá la incorporación de 224 nuevos técnicos y cubrirá la asistencia a los desempleados hasta diciembre de 2020. Tendrá como prioridad la asistencia a colectivos en riesgos de exclusión y parados de larga duración.

Distribución del personal

La convocatoria, cuyo plazo de solicitud se cerró el pasado 2 de agosto, se dirige a entidades sin ánimo de lucro, corporaciones locales, universidades y otras entidades de Derecho Público y permitirá incorporar nuevos técnicos a las unidades de la Red Andalucía Orienta que ya están en funcionamiento o incorporar un área de auto-orientación.

La distribución de técnicos ha dado prioridad a los destinados a atender a parados de larga duración, con 90 efectivos, en línea con el programa estatal del Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social destinado a este colectivo y denominado Plan Reincorpora-t. También se ha previsto la contratación de 35 técnicos para demandantes en riesgo de exclusión, con el objetivo de atender a perceptores de la Renta Mínima de Inserción Social en Andalucía y cubrir los itinerarios personalizados de inserción que se recogen en el Plan de Inclusión Sociolaboral.

Completan el bloque total de técnicos los 84 previstos para atención a desempleados en general, con el objetivo de cubrir una mayor extensión de territorio con el programa ante desequilibrios detectados, así como 15 técnicos destinados a orientación de personas que sufren algún tipo de discapacidad física o psíquica.