02:27h. Jueves, 16 de Agosto de 2018

Torre del Mar, Benajarafe, La Caleta y Almayate adquieren la certificación ISO 14001

La norma ISO 140001 implica una política ambiental que incluye un compromiso de mejora continua y de prevención de la contaminación, así como el compromiso de cumplir con la legislación y reglamentación ambiental vigente.

Certificación ISO 14001
Certificación ISO 14001

El concejal de Playas del Ayuntamiento de Vélez-Málaga, Jesús Pérez Atencia, ha izado las banderas ISO 140001 en las playas de Torre del Mar, Almayate, Benajarafe y La Caleta, que ya cuentan con la máxima certificación medioambiental existente a nivel internacional.

Desde 2016, Almayate fue la primera del litoral de Vélez-Málaga reconocida con esta distinción. Ahora se le unen tres playas más, asegurando en las mismas una excelente calidad y un respeto máximo por el medio, cumpliendo con unos estándares de protección del medio ambiente y la calidad de las mismas.

Esta norma, la UNE EN ISO 14001, permite que el sistema de gestión ambiental pueda ser integrado con otros requisitos de gestión. De este modo, Pérez Atencia ha informado que "en esta nueva certificación se ha comprobado la gestión y prestación de servicios de limpieza, mantenimiento, seguridad, salvamento y primeros auxilios".

El concejal de Playas ha informado que "la certificación de las playas según la norma ISO 14001 implica la planificación e implantación de una política ambiental que incluye un compromiso de mejora continua y de prevención de la contaminación, así como el compromiso de cumplir con la legislación y reglamentación ambiental vigente".

 

Pérez Atencia ha informado que para la obtención de este certificado "se bareman la limpieza, mantenimiento, información turística, seguridad, salvamento y primeros auxilios en las diferentes zonas de baño. Esto permite también al Consistorio establecer una metodología de mejora continua para lograr la satisfacción de las necesidades de los usuarios".

 

Las playas certificadas mediante la ISO 14001 cuentan con varios puntos de recogida selectiva de RSU, lo que permite recoger de manera diferenciada las siguientes fracciones de residuos: los envases, que representan la mayor parte de residuos que se recogen y que deben depositarse en los contenedores amarillos, el papel y cartón que debe depositarse en los contenedores azules, el vidrio en contenedores verdes y los residuos orgánicos, que han de depositarse en los contenedores grises.