lunes, 27 de mayo de 2024 20:50h.

Desarticulada una red criminal internacional de narcotraficantes asentada en Marbella que contaba con escoltas armados

En la operación han sido detenidas 14 personas y se han realizado 28 registros simultáneos en España (10) y Alemania (18) en los que se han intervenido más de 180.000 euros en efectivo, 7 armas de fuego, munición de varios calibres y 30 kilos de marihuana, entre otros efectos

Policía Nacional
Policía Nacional

Agentes de la Policía Nacional, en una operación conjunta con la BKA y la ZKA alemanas y la Policía Nacional de Francia, han desarticulado una red criminal internacional de narcotraficantes asentada en Marbella que contaba con escoltas armados para su protección. La organización, que operaba desde un restaurante de Puerto Banús, se vincula con el envío de más de una tonelada de cannabis a Alemania y con la incautación de 382.000 euros en Francia. En la operación han sido detenidas 14 personas y se han realizado 28 registros simultáneos en España (10) y Alemania (18) en los que se han intervenido más de 180.000 euros en efectivo, 7 armas de fuego y 30 kilos de marihuana, entre otros efectos.

La investigación se inició en diciembre de 2022 a raíz de la detención de tres personas (de origen colombiano y albanés) en la localidad francesa de Dax. A los arrestados –que en la actualidad continúan en prisión provisional en el país galo- les intervinieron 382.000 euros en efectivo ocultos en un vehículo. 

Las pesquisas realizadas por las autoridades francesas permitieron averiguar que el dinero incautado iba destinado a los líderes de una organización criminal, presuntamente dedicada al tráfico internacional de estupefacientes, asentada en Marbella. Asimismo, quedaron acreditadas las conexiones con Alemania, país de destino de la droga transportada por carretera desde España. Esto motivó el inicio de un equipo conjunto de investigación entre los tres países -España, Francia y Alemania-. 

Escoltas armados

Los líderes del entramado –dos alemanes de origen iraní y marroquí- regentaban un restaurante ubicado en Puerto Banús (Marbella), donde mantenían reuniones con otros narcotraficantes. Además, contaban con una escolta permanente -formada por ciudadanos colombianos armados- cuya misión era, expresamente, la de proporcionarles seguridad ante el peligro de que otras organizaciones criminales les atacaran o trataran de robarles la mercancía.

Tras varias gestiones policiales, el pasado verano se produjeron varias aprehensiones de sustancia estupefaciente que, tal y como evidenció la investigación, había salido de la provincia de Cádiz. Concretamente, en junio de 2023 se intervinieron 140 kilos de hachís, repartidos en tres envíos confiscados, expedidos desde una empresa de Jerez de la Frontera con destino a otra empresa de Alemania. Por otra parte, se incautaron 450 kilos de hachís -escondidos entre cajas de limones- en un camión intervenido en Alemania y procedente de Murcia. Por último, en la nave donde el camión iba a descargar la mercancía se localizaron otros 400 kilos de la misma sustancia estupefaciente.

Un restaurante de Puerto Banús como centro de operaciones

A raíz de las incautaciones, y mediante varias Órdenes Europeas de Investigación (OEI) emitidas por Alemania solicitando diferentes medidas, se intensificaron las vigilancias sobre los investigados en Málaga –Puerto Banús, San Pedro de Alcántara y Estepona- y Cádiz –Sanlúcar de Barrameda y Jerez de la Frontera-. Como resultado, los agentes detectaron la base de operaciones de la organización, que resultó ser el restaurante de Puerto Banús regentado por los líderes de la misma, y un yate atracado en Marbella, donde los investigados mantenían reuniones discretas con otros narcotraficantes.

Por otra parte, la investigación también ha revelado los vínculos de la organización con miembros destacados de la banda motera Ángeles del Infierno MC -tanto de capítulos alemanes como españoles- así como con ciudadanos de origen albanés y búlgaro, todos ellos con antecedentes por tráfico de drogas. 

La droga era transportada a Alemania por carretera en vehículos y camiones “caleteados”

El modus operandi empleado por la organización para el transporte de la droga hasta Alemania consistía en ocultar la sustancia estupefaciente en “caletas”, tanto de vehículos como de camiones. Además, para evitar ser descubiertos, los investigados cambiaban la ubicación de las “guarderías” (lugares donde guardaban la droga) entre Marbella (Málaga), Sanlúcar de Barrameda (Cádiz) y Utrera (Sevilla).

A finales del pasado mes de abril se llevó a cabo la explotación de la operación de forma simultánea en España y Alemania. Como resultado, han sido detenidas ocho personas en nuestro país –dos de ellas en Marbella, cinco en Estepona y una en la provincia de Sevilla- y dos en Alemania, a las que hay que sumar los tres arrestados en Francia en diciembre de 2022 y una cuarta persona en Alemania en octubre de 2023.

Por otra parte, se han realizado 28 registros -10 en España y 18 en Alemania-, desplazándose policías nacionales a Wisbaden e investigadores alemanes a Málaga para participar en ellos. Fruto de los mismos se han intervenido más de 180.000 euros en efectivo, 7 armas de fuego, munición de varios calibres, y 30 kilos de marihuana, entre otros efectos.